0item(s)

No tiene artículos en su carrito de compras.

Product was successfully added to your shopping cart.

Tablets para niños

En los tiempos que corren, los niños están un contacto con la tecnología desde bien pequeños. ¡Y se les da muy bien! Ayuda a Papá Noel o los Reyes Magos a llevarles una tablet.

Regalos de navidad tablets para niños

Tablets para niños

Configurar sentido descendente

   

17 Artículo(s)

Configurar sentido descendente

   

17 Artículo(s)

¿A qué edad comprarle una tablet a un niño?

Es una de las principales dudas que te pueden surgir es cuándo es el momento más adecuado para que un niño empiece a usar una tableta. Los expertos señalan que antes de los dos años no debería tener contacto con las pantallas. Las relaciones personales son mucho mejores para su desarrollo que la televisión, el ordenador o cualquier otro dispositivo electrónico.

Una vez superado este límite mínimo de edad, depende de cada padre decidir cuándo es el momento más oportuno. Hay que tener en cuenta que todos debemos saber usar la tecnología, puesto que cada vez es más importante en la vida personal y profesional de las personas. Eso sí, la exposición a las pantallas debe tener un tope máximo de dos horas diarias.

¿Para qué necesitan una tablet los niños?

Los pequeños de la casa pueden encontrar muy útil una tableta si la configuras con las aplicaciones adecuadas. Por un lado, obtienen entretenimiento en los juegos y en sus vídeos favoritos. Por el otro, puede servirles para aprender cosas o reforzar las que está aprendiendo en el colegio.

Entre otros beneficios, una tableta permite:

- Explotar la creatividad del niño mediante el dibujo o la música

- Facilitar su aprendizaje, descubriendo palabras nuevas, mejorando en matemáticas y conociendo otros idiomas

- Fomentar la lectura a través de libros electrónicos o cuentos interactivos

Cómo debe ser una tablet para niños

Existen tabletas especialmente fabricadas para niños, con importantes limitaciones en su uso. En MaxMovil os recomendamos adaptar una tablet normal con una serie de aplicaciones y restricciones. Es la solución más económica y la más práctica, puesto que de este modo la tableta tiene una vida útil más larga.

Lo primero que conviene saber al comprar una tablet es el tamaño. Las tablets grandes, con pantalla de 10 pulgadas, suelen dar mejor resultado. Su manejo exige menos precisión en los gestos táctiles, y el visionado de contenidos resulta mucho más cómodo.

Es recomendable apostar por una tablet Android, más barata y con muchas más aplicaciones que el iPad y las tabletas con Windows. El procesador ha de ser mínimamente potente, puesto que muchas de las aplicaciones y juegos infantiles cuentan con numerosos recursos gráficos. Un Quad-Core o de cuatro núcleos debería bastar.

Control parental y aplicaciones recomendadas

El control parental es uno de los aspectos que vas a tener que tocar sí o sí. El objetivo es que tus niños no accedan a contenidos indeseados y que no puedan realizar compras de aplicaciones.

Android cuenta con algunas configuraciones y aplicaciones para controlar el uso que los menores puedan hacer de sus tabletas. Entre los ajustes de control parental que puedes aplicar, destacamos:

- Crear un usuario con restricciones: en Android puedes crear una cuenta para ti y otra para tus hijos. En la suya puedes restringir el acceso a aplicaciones y juegos no deseados.

- Restringir el acceso a la Play Store: evita que tus hijos compren juegos y aplicaciones o descarguen contenidos inapropiados.

- Desautorizar instalación de aplicaciones de fuentes desconocidas: de esta manera, tampoco podrán instalarse aplicaciones de fuentes externas sin tu permiso.

Para tener a mano los contenidos que le gustan a tu hijo, puedes guardarlos en una tarjeta de memoria. ¡La de dibujos animados que caben en 32 GB!